Consejos previos a una cirugía de extremidad superior

Consejos previos a una cirugía de extremidad superior

En IBACMA-Instituto Balear de Cirugía de Mano, nos preocupamos de que si usted va a ser sometido a una intervención, ésta repercuta el mínimo posible en sus actividades habituales.

Su cirujano le ha diagnosticado una patología que puede beneficiarse de una operación.  Antes de la operación, su especialista le realizará una serie de exploraciones complementarias para confirmar el diagnóstico y para planificar la cirugía. Además le proporcionará toda la información referente a la patología que usted padece, le explicará en qué consiste la operación, cuáles son las complicaciones, los riesgos personalizados, posibles secuelas y si existen otras alternativas  de tratamiento.

Si usted está de acuerdo, como paso final, tendrá que firmar un documento que le entregará su especialista, en el que hace constar su satisfacción con la información recibida, y su consentimiento para que le sea realizada la intervención quirúrgica.  Si no firma este documento, NO se le puede realizar la operación.

Lo más importante que debe hacer usted, es preguntar a su cirujano cuánto tiempo cree que tardará en recuperarse y qué tiene que hacer durante este período

Estudios preoperatorios

Dependiendo del tipo de intervención y de las  condiciones del paciente, serán necesarios unos estudios previos a la intervención, que serán realizados y evaluados por el propio especialista en Anestesiología y Reanimación o por un especialista en Medicina. En general se suelen realizar análisis de sangre, coagulación, electrocardiograma y en ocasiones radiografía de tórax.

Es importante que informe a su médico de todas las enfermedades que tiene o haya tenido, por ejemplo la tensión alta, diabetes, problemas de corazón, problemas respiratorios, etc. Y que le informe de todos los medicamentos que esté tomando.

Cómo será la Anestesia
El anestesiólogo será quien decida el tipo de anestesia que se le va a realizar, en función de sus características personales y el tipo de cirugía a la que se va a someter. Así, la anestesia puede ser:

Anestesia local: sólo se anestesia la zona donde se va a realizar la operación.

Anestesia regional: se anestesia sólo el brazo en el que se va a realizar la cirugía.

Anestesia general: el paciente se duerme por completo, y se mantiene la respiración mediante la intubación endotraqueal o mascarilla laríngea y ventilación mecánica.

En la mayoría de cirugías de la mano y extremidad superior, se suele utilizar la anestesia regional o local.

El día de la intervención

Dúchese y lávese el cabello en la mañana antes de ir al centro sanitario.

Utilice ropa cómoda para vestirse y desvestirse, sin joyas, relojes, maquillaje ni esmalte de uñas.

Acuda al centro sanitario en el día y a la hora en que ha sido citado.

Es recomendable ir acompañado de otro adulto, recordando que no se debe conducir después de la intervención.

El día de la intervención debe de mantenerse en ayunas, sin beber ni comer, aunque tenga que tomar medicación.

Si se sigue algún tratamiento, debe de llevar consigo la medicación.

No dude en preguntar y plantear todas las dudas que tenga.

 Después de la Intervención

Después de una operación, recuperar la función normal de la mano puede tardar algún tiempo. Con la información necesaria y una cierta preparación previa, las actividades de la vida diaria durante los días siguientes a la operación no tienen porqué representar una gran dificultad.

Es necesario que, cuando le vayan a operar, alguien le acompañe a nuestro Centro, o lo vaya a recoger después de la operación, aunque esta sea con anestesia local.

No se debe de conducir ni beber bebidas alcohólicas

No fume ya que facilita las infecciones respiratorias, impide una buena oxigenación de los tejidos en la zona intervenida y enlentece el proceso de recuperación

Haga reposo relativo en el domicilio

Pasee lo antes que pueda para facilitar la circulación sanguínea

Mantenga la mano en alto por encima del corazón, y mueva constantemente los dedos.

No se ponga ni anillos ni pulseras en la mano intervenida.

Puede notar dolor en la herida que disminuye progresivamente, pudiendo tomar para mitigarlo analgésicos, de acuerdo a la dosis y pauta que le haya recomendado su cirujano y que consta en el hoja de alta hospitalaria que se le entregará.

 

CONSEJOS

En lo referente a sus prendas de vestir deberá tener en cuenta lo siguiente:

Lleve ropa fácil de vestir, que pueda ponerse usted solo (mangas anchas, cuellos anchos y prendas sin botones, cierres, cremalleras,...)

Si ha de llevar escayola o vendajes gruesos, evite las prendas de manga larga.

Los zapatos sin cordones son más sencillos de calzar.

Le resultará difícil ponerse medias.

También le será incomodo ponerse joyas.

Es mejor llevar gafas que lentillas hasta que pueda ponérselas y quitárselas fácilmente.

Si la mano que va a ser operada es su mano dominante puede presentar dificultad temporal para escribir con claridad.

Haga una lista de las cosas que le preocupan respecto a la cirugía, postoperatorio, posibles complicaciones, etc.  antes  de la operación. A menudo, en la primera consulta, cuando su cirujano le propone la operación, se nos olvidan un sinfín de preguntas que nadie mejor que su cirujano para que le de una respuesta.

                        Los cirujanos de mano que forman IBACMA, el Dr. G. Salvà y el Dr. X.   Terrades, tienen una amplia experiencia en cirugía de mano, y le podrán resolver cualquier duda que tenga.


Enlace relacionado

Publicado el: 18-06-2012